Tecnología Blockchain para un futuro empresarial más verde

Por Javier Olaizola, Managing Partner IBM Consulting Spain, Portugal, Greece & Israel

Elegir un camino sostenible se ha convertido en un imperativo actual para las empresas. En este viaje, la tecnología Blockchain puede ser una gran aliada para las compañías en el ejercicio de mirarse a sí mismas y ver en qué procesos pueden mejorar para ser más eficientes y respetuosas con el entorno, sin renunciar al rendimiento.

La tecnología Blockchain es idónea a la hora de abordar el reto de la sostenibilidad en sus diferentes áreas, tanto para la protección del medio ambiente y el registro de la huella de carbono, como para poner en marcha cadenas de suministro éticas y sostenibles.

Dentro de este segundo apartado, podríamos considerar la cadena de valor de las empresas como el punto de partida, pues es un proceso de negocio crítico clave para el éxito de una compañía con sus clientes. Por otro lado, según McKinsey & Company, la cadena de suministro típica genera costes sociales y ambientales mucho mayores que las propias operaciones de las empresas. Por ello, es clave hacer un análisis de la misma y poner el foco en cómo la tecnología pude ayudar en su eficiencia y sostenibilidad.

El Blockchain resuelve algunos problemas tradicionales que presenta la cadena de valor, como obtener una mayor visibilidad del inventario actualizado en tiempo real y saber dónde se encuentran los productos en todo momento, incorporar nuevos proveedores de forma ágil, combatir el fraude o generar una mayor transparencia y confianza entre todos los actores que participan en ella.

Blockchain como garantía de sostenibilidad en cualquier industria

En el presente, no es casualidad que grandes empresas como como Telefónica consideren la sostenibilidad como un imperativo empresarial estratégico. Según IDC, el 84% de las empresas de EMEA con más de 100 empleados ven las carteras sostenibles de esta manera[1]. Como parte de esta necesidad y creciente tendencia en el mercado, en junio de este año anunciamos junto con Telefónica Tech la presentación de TrustOS, una plataforma Blockchain que mejora, precisamente, el control de los activos a lo largo de la cadena de suministro.

Esta solución innovadora le permite a Telefónica servirse de muchas de las ventajas que tiene esta tecnología y crear un ecosistema de confianza. Una de ellas es la capacidad de aumentar la trazabilidad de extremo a extremo y en tiempo real, reduciendo el stock, alargando la vida útil de los productos y sabiendo dónde se encuentran en todo momento. Esto puede ayudar a prevenir incidencias y hacer una mejor planificación al mismo tiempo que se promueve la eficiencia y se establece un sistema de colaboración entre todos los actores de la cadena de suministro.

A su vez, la trazabilidad que ofrece esta tecnología no solo ayuda a Telefónica a certificar todo el proceso, sino que también alarga la vida útil de los activos; un hecho que promueve una menor generación de residuos y contribuye a su reutilización en el proceso de economía circular.

Por otra parte, en otras industrias como puede ser la agroalimentaria, la tecnología Blockchain cobra un papel muy relevante cuando hablamos en términos de sostenibilidad, seguridad alimentaria y transparencia. En un momento en el que cada vez más usuarios y mercados demandan productos y alimentos más saludables y con un impacto menor sobre el planeta, conocer cada proceso y a cada protagonista de la cadena de suministro es crucial.

En este aspecto el Grupo Nueva Pescanova es una de las empresas que ha adquirido este enfoque sostenible a través de IBM Food Trust, una red de colaboración de productores, mayoristas, distribuidores, fabricantes y otros actores clave que conforman la cadena de suministro alimentaria, basada en tecnología Blockchain. A través de esta plataforma, Nueva Pescanova puede evidenciar la calidad, la seguridad y los estándares de sostenibilidad que tienen sus productos desde que son capturados en el mar, hasta que se sirven en la mesa. De hecho, la trazabilidad de los productos marítimos es uno de los objetivos clave del Pacto Mundial de Naciones Unidas para contribuir a un océano sano y productivo en 2030.

La tecnología Blockchain por sí sola o potenciada con los grandes beneficios de la Inteligencia Artificial, puede ayudar a abordar las preocupaciones más urgentes de las cadenas de suministro de una variedad de industrias y además puede acelerar la transformación de las empresas hacia un enfoque más sostenible. La optimización de los recursos, una mayor eficiencia y un negocio más inteligente y responsable ayudará a las compañías a estar preparadas para nuevas oportunidades y escenarios disruptivos del presente y del mañana.

[1] IDC EMEA’sEncuesta de impacto COVID-19 – Wave 15, diciembre de 2020, n = 675 empresas con más de 100 empleados

[autopilot_shortcode]