Hardware

Superordenadores: los tubos de ensayo de la investigación biomédica

Compartir:

BM España_Supercomputación_Centro de Biología Molecular Severo Ochoa_investigación_enfermedades raras_Cornelia de Lange

Ensayo molecular

A pesar de que queda mucho por andar, nunca hemos abordado patologías con tanta eficacia como ahora. Los métodos de diagnóstico y tratamiento se han ido perfeccionando a lo largo de siglos a través de diferentes aproximaciones. En la era de la tecnología, le toca el turno a una herramienta de laboratorio relativamente nueva: la supercomputación. Ya lo están probando en el Centro de Biología Molecular Severo Ochoa. Hablamos del área de biología computacional o simulación biológica.

En parte, y cada vez con menos error, un ordenador puede emular cómo se comportará un fármaco con respecto a un conjunto de proteínas o con determinado tejido. Es una fantástica aproximación a su comportamiento real en un futuro paciente.

Pero las nuevas tecnologías no solo se usan en estructuras moleculares, sino también en la mejora en el tratamiento y calidad de vida del paciente.

Una de las enfermedades en el punto de mira del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa es el Síndrome de Cornelia de Lange, una alteración genética de los anillos de cohesina y una de las enfermedades más raras que existen en cuanto al número de afectados. ¿Y si logramos un compuesto químico que corrija el comportamiento defectuoso de la cohesina? En eso se está trabajando.

Con todo, el problema al que nos enfrentamos en investigación experimental —en este caso la ciencia española— es a realizar un enorme número de pruebas farmacológicas en poco tiempo. Para eso, lo óptimo es realizar los ensayos in silico (dentro de un ordenador) y acelerar sustancialmente el proceso.

El IBM Power System AC922 tiene unos buses de comunicación especialmente anchos y, además, ha logrado consolidar una tecnología que los hace particularmente rápidos. Traducido: la comunicación que hay entre las tarjetas de cálculo en paralelo y los procesadores es muchísimo más rápida que los sistemas de cálculo anteriores. Es como pasar del ábaco a la calculadora y usar esta última para buscar nuevas referencias médicas.

Una computación más rápida se transforma en el laboratorio en menos tiempo de investigación para alcanzar los mismos resultados. De ahí que laboratorios de todo el mundo estén invirtiendo en equipación más avanzada que nos haga dar un salto cuantitativo en la generación de conocimiento.

¿Cuál sería el próximo paso? La computación cuántica. Hace sólo unas semanas IBM presentó el primer sistema de computación cuántica universal diseñado para el uso científico y comercial, el Q System One. Es accesible desde la nube para las instituciones académicas, laboratorios de investigación y empresas miembros de la IBM Q Network. La cuenta atrás para ver sus logros está en marcha.

Leer el contenido completo de este artículo en Xataca.

More Hardware stories

Think Summit Madrid desde la cocina

El próximo 11 de noviembre celebramos Think Summit Madrid, el evento más importante que organiza IBM en España. Y aunque hemos empezado a cocinar hace pocas semanas, en realidad la receta la elaboramos a principios de año y no nos fuimos de vacaciones sin antes tener gran parte de los ingredientes en la despensa. Los […]

Tech Innovation Bootcamp 2019: CaixaBank, IBM y Salesforce impulsando a los creadores del futuro

Del 2 al 20 de septiembre 2019, las tres empresas lanzan una nueva experiencia de innovación para estudiantes universitarios. En 2003, tres amigos decidieron abrir un estudio de desarrollo de videojuegos. Durante 6 años, llegaron a desarrollar 51 videojuegos, pero ninguno de ellos llegó a tener éxito. En 2009, el estudio se estaba quedando sin […]

IBM Watson en la alimentación

La compañía palentina del sector de la alimentación, Cerealto Siro Foods, que lanza al mercado internacional más de 250 nuevos productos derivados del cereal cada año, ha incorporado la inteligencia artificial de IBM Watson en su proceso de innovación para detectar tendencias tempranas y como fuente de inspiración. Gracias a este trabajo, el primer snack […]